Nesting, el placer de quedarse el fin de semana en casa

Nesting, el placer de quedarse en casa

¿De qué se trata la tendencia que nos invita a pasar puertas adentro los fines de semana? En Fiplasto, te contamos todo.

El “nesting”, anidar en castellano, consiste básicamente en priorizar quedarnos en casa como manera de lograr un bienestar personal, disfrutando y gozando del espacio que nos rodea y de los seres que lo comparten o son bienvenidos en él.

En otras palabras, es un estilo de vida. Uno busca encontrar en su casa placer, descanso, y refugio. Porque estar en nuestro hogar no es sinónimo de aburrimiento e improductividad, sino que se puede aprovechar el tiempo libre para empezar a practicar nuevas actividades. Según los expertos, es la nueva fórmula para desconectarse y bajar el estrés.

Desde ya que la decoración es FUNDAMENTAL. Si vamos a pasar muchos fines de semana cobijándonos en la intimidad de nuestra casa, uno de los puntos importantes de esta tendencia es crear espacios para desconectar del exterior.

Te compartimos algunas #IdeasFiplasto para hacerlo posible. Siempre en función a lograr que el hogar y sus elementos sean funcionales pero también agradables, cómodos y reconfortantes.

  • Crear un espacio sereno, en el que puedas hacer actividades relajadas y al que te guste volver. Por ejemplo para cocinar, leer, ocuparte de las plantas, etc.
  • Clave: deshacerse de lo innecesario, organizando y ordenando.
  • Potenciar la luminosidad con tonos claros y neutros.
  • Conseguir un buen sillón, o una hamaca para decorar la terraza o jardín.
  • Decorar la casa con plantas. Así se verá renovada y fresca.
  • No pueden faltar velas, flores, y todo aquello que nos haga conectar con nosotros mismos. Detalles especiales que hacen una gran diferencia.
  • Se puede ser creativo en cualquier momento del día para generar disfrute, como al poner la mesa por ejemplo con un detalle en el centro.
  • Un buen mensaje de motivación en cualquier elemento decorativo siempre es una buena idea para hacernos sentir especiales en nuestro propio nido.
  • ¿Por qué no hacer una estantería para esa pared sin gracia? Se disfruta del proyecto tanto como del resultado.

En Fiplasto estamos convencidos de que, como todo en la vida, el desafío está en encontrar el punto medio, practicando el “nesting” sin volvernos ermitaños, combinando los fines de semana caseros con las actividades sociales o el ocio en el exterior.